viernes, 15 de enero de 2016

ROLLO DE PECHUGA DE PAVO RELLENO DE JAMÓN Y QUESO




Receta de pechuga de pavo rellena de jamón y queso, paso a paso y con fotos. Se puede hacer con pechuga de pollo. En esta ocasión he elegido pechuga de pavo porque es más grande y por lo tanto cunde más pues con el pollo tendrás que hacer más rollos y la rodaja es más pequeña. Es una receta muy sencilla, que aunque parezca complicada, no lo es, se hace con mucha rapidez y lo único que puede dar un poco de trabajo es bridarla, pero también, es un paso muy simple que te explico en el paso a paso.  

La salsa se puede hacer sólo con la nata o con el vino o con cerveza. Sea con lo que sea, el rollo se pegará a la cazuela, despégalo y que la salsa se mezcle con esas sustancias que deja la carne. 

Ten en cuenta que este tipo de carne tiene una gran facilidad de multiplicar las bacterias así que, la higiene es importante, la mejor forma de tratarla es en una tabla de cortar pequeña, fácil de lavar y desinfectar con lejía, yo he utilizado una plancha de silicona que se usa para el horno y así la puedo desinfectar en el lavavajillas sin complicaciones. 
¿Sabías que el pollo se tiene que conservar en el frigorífico a 2ºC? Pues sí, para no arriesgarnos a tener una gastroenteritis.

Esta receta la he consultado en varios blogs pero del que más me guié fue el de mi amigo Juan Carlos Alonso de Gastronómia en Verso, que tiene el estilo de cocina que a nosotros nos gusta, aunque la he variado un poco. Gracias Juan Carlos por compartir.



INGREDIENTES:


  • 1 pechuga grande de ave (pavo o pollo).
  • jamón serrano.
  • queso en lonchas para fundir o tierno.
  • 400 ml. de nata 35% materia grasa, sin montar.
  • 100 ml de vino blaco o cerveza.
  • sal, pimienta, perejil, tomillo, ajo.
  
 Necesitas además:


  •   Hilo para atar (bridar) la pechuga. 

 ELABORACIÓN:

Se abre la pechuga con un cuchillo en forma de libro para que no se desprenda un lado del otro. Se añaden las especias, sal y ajo. Por los dos lados.



 Se le pone el jamón serrano y encima el queso cubriendo el jamón.
En esta foto ves el queso en lonchas para fundir.


 Aquí os dejo esta foto en que en esta ocasión le puse queso tierno.

 
Se enrolla y se ata con la cuerda de la siguiente manera: en la primera vuelta le haces un nudo y sigues enrollando todo y al final haces otro nudo y si quieres le pones un poco más de hilo de forma perpendicular (como está en la imagen), tal y como se hace cuándo atas un paquete, pero no es necesario bridarlo tanto. Lo único a tener en cuenta es que no se salga por los bordes el relleno, por lo que hay que asegurarse que esté bien sujeto ahí.



Se fríe con aceite de oliva virgen extra, por todos los lados para que quede dorado, sólo unos minutos pues después hay que dejarlo al fuego con la salsa.


Una vez dorado se le añade la cerveza o el vino. Se deja reducir unos 2 minutos y se añade la nata líquida.


Se deja reducir a fuego medio y se le da la vuelta al rollo.


 Comprueba que la carne está hecha, después de 10 o 15 minutos y retírala del fuego. Quítale el hilo, aunque se puede quitar al servirlo.


Se fríen papatas con la forma que más te guste para acompañar. 



Espolvorea con perejil y decóralo con las patatas sin sumergirlas en la salsa pues se ablandan. Puedes servirlas aparte.


CONSEJOS:

  • Se puede usar pollo o pavo, pero el pavo cunde más porque la pechuga es más grande y da menos trabajo. 
  •  Ten en cuenta el tamaño del rollo para meterlo en la cazuela y no tener que retorcerlo.
  • Si no quieres añadirle la nata añade más cerveza o vino y deja reducir.
  • En vez de patatas puedes acompañarlo de pasta como los espaguetis, lazos o macarrones, por ejemplo. 
  • Puedes usar ajo en polvo o fresco al igual que el perejil.

                                                                      Con Cariño.


                                                                                             SUSANA

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Muchas gracias por participar en mi blog. Vuelve pronto a visitarme. Con cariño. Susana.